[lang_gl]O “BUNKER” CONTRA GARZÓN[/lang_gl][lang_es]EL “BÚNKER” CONTRA GARZÓN[/lang_es]

[lang_gl] Din que a mellor treta do demo é facer crer que non existe. Logo da Transición á democracia na España houbo uns anos nos que todos aceptamos que a dereita franquista desaparecera, esvaída, volatilizada. Ou que eran catro nostálxicos agochados nun búnker. Non tal, aí está ben movilizada desde hai anos, ten tomada a Madrid, a capital do estado. As súas ideas son alí dominantes no empresariado, nos medios de comunicación (que son os “nacionais”) e en moitas institucións, como na xudicatura. Aí van polo xuíz Garzón. Os do “bunker” non eran catro que eran moitos e hai tempo que saíron a campo aberto. [/lang_gl][lang_es] Dicen que el mejor truco del diablo es hacer creer que no existe. Después de la Transición a la democracia en España hubo unos años en los que todos aceptamos que la derecha franquista había desaparecido, desvanecida, volatilizada. O que eran cuatro nostálgicos escondidos en un búnker. Y no, ahí están bien movilizados desde hace años, tienen tomada a Madrid, la capital del Estado. Sus ideas son allí dominantes en el empresariado, en los medios de comunicación (que son los “nacionales”) y en muchas instituciones, como en la judicatura. Ahí van a por el juez Garzón. Los del “bunker” no eran cuatro que eran muchos y hace tiempo que salieron a campo abierto.[/lang_es]